ACEITES 

Hay 76 productos.

Los aceites son unos estimulantes sexuales específicamente diseñados para poder extenderse por el cuerpo creando todo tipo de sensaciones muy placenteras. Nos ayuda a conseguir una piel muy deslizante lo que es apropiada para masajes sexuales que se pueden dar como preliminares antes de tener relaciones sexuales.

ACEITES COMESTIBLES CREMAS Y POLVOS LUBRICANTES LUBRICANTES ANAL VELAS EROTICAS

Los aceites son unos estimulantes sexuales específicamente diseñados para poder extenderse por el cuerpo creando todo tipo de sensaciones muy placenteras. Nos ayuda a conseguir una piel muy deslizante lo que es apropiada para masajes sexuales que se pueden dar como preliminares antes de tener relaciones sexuales.

ACEITES COMESTIBLES CREMAS Y POLVOS LUBRICANTES LUBRICANTES ANAL VELAS EROTICAS


 Más información
por página
Mostrando 1 - 18 de 76 items
Mostrando 1 - 18 de 76 items
Valoración media de los productos de esta categoría: 
 409 Valoraciones

Una buena manera de iniciar los preliminares es relajándonos con un masaje. Un cuerpo relajado está más predispuesto a tener sexo y ayuda a que todo fluya. No es necesario que seas un experto masajista para obtener los beneficios de un buen masaje. El contacto visual con el cuerpo desnudo de tu pareja y disfrutar del tacto suave de su piel van a guiar tus manos para que tu pareja disfrute de un buen masaje erotico. Para ello, te ayudaran nuestra gran selección de aceites, pues darán un tacto aun más suave a la piel de tu pareja gracias a sus propiedades hidratantes y llenaran la estancia de olores exóticos que os atraparan. En base a eso, mejorará también vuestra salud sexual.

¿Qué tipos de aceites para masajes eróticos existen?

-Aceites con diferentes olores: El sentido del olfato podría ser considerado un órgano sexual, ya que hay olores concretos que son capaces de erizarnos la piel y transportarnos al nirvana. Otros olores ayudan a que nos relajemos o nos despiertan apetito sexual. La clave es encontrar un aceite con ese olor que despierta tus sentidos y según los principios de la aromaterapia es algo individual y arraigado en nuestro ser. Los más habituales y que mayores efectos aportan son aquellos que llevan gotas de aceites esenciales naturales de: chocolate, caramelo, menta, frutas del bosque, fresa, vainilla, lavanda, almendras, canela, mango y café.

-Aceites con efectos:  Si eres de los que les gusta probar cosas nuevas, opta por las sensaciones de frio/calor que seguro os resultaran muy interesantes, otros aumentan la sensibilidad de las zonas erógenas para que estén más receptivas a la estimulación y otros tienen como objetivo la relajación.

-Aceites con sabor: Muchos ya evocan ese olor que nos proporciona placer cuando comemos y esto incita a que queramos hacer justamente eso con nuestra pareja. Para ello existen aceites que se pueden comer y lamer, con diferentes tipos de sabores, elige el que te vaya mejor.

¿Cómo se usan los aceites de masaje? Recomendaciones para un buen masaje erótico?

1- Es esencial elegir bien los productos que te van a ayudar a tener éxito. Asegúrate de conocer el olor que más hace vibrar a tu pareja y a ti mismo, ya que el ambiente embriagador va a guiar tus manos.

2- Cuida todo detalle: Has de potenciar todos los sentidos. No estará de más una música relajante, erótica, sensual o una sábana satinada. Para que este masaje sea todo un éxito existen sets que os darán ese toque extra con masajeadores, plumeros o velas para dar ambiente. Si te preocupa dejar todo pringado y que pueda tornarse desagradable, opta por las sábanas de plástico que salvaran vuestro mobiliario.

3- Cuerpos desnudos: Todo el ambiente que genereis va a conectar con vuestra parte más mística, más natural y primitiva. El hecho de que ambos estéis desnudos va a ayudar a sacar esa parte más natural de nuestro interior y va a ayudar a una excitación a través de la vista. Además, el hecho de dar el masaje desnudo potenciará que uses partes de tu cuerpo a modo de masaje, lo que otorgará mayor sensualidad y excitación por el roce de los dos cuerpos. No os limiteis al típico masaje de espalda, dejad que vuestros cuerpos jueguen.