practica pegging El Pegging es una técnica sexual no muy conocida, en la cual el hombre y la mujer intercambia sus roles durante el sexo. De forma que la mujer es la encargada de penetrar al hombre, vía anal. Quizás esta breve definición te haya dejado un poco fuera de lugar, pero continúa leyendo este Post y te aseguro que lo que ahora sientes como rechazo, acabará transformándose en curiosidad. Y si, como ya hemos dicho muchas veces en otros Pots, la sexualidad esta avanzando y con ella avanzan sus formas de practicarla. Desde hace unos años los sexólogos están investigando sobre los placeres del hombre en el ámbito carnal. No solo el pene es nuestra única fuente de placer si no que existen numerosas zonas en nuestro cuerpo capaces de proporcionarnos o intensificar este placer.   El Pegging descrito anteriormente es una practica muy censurada en algunos países e incluso un tema tabú en la sociedad en la que vivimos. Considerar que quien lo practica, es alguien degenerado o homosexual es un grave error. La estimulación anal no está vinculada a la sexualidad del hombre, debido a que en el recto se encuentra el punto P de los hombres, una zona de numerosas terminaciones nerviosas que intensifican el orgasmo. De la cual ya hemos hablado aqui: Estimular el punto P. Cada hombre es libre de vivir su sexualidad como quiera, afortunadamente hoy en día se esta hablando e informando sobre temas que antes eran temas prohibidos. Y la gente tiene menos miedo a experimentar con su cuerpo en busca de nuevas experiencias.     El Pegging es un claro ejemplo de estas nuevas experiencias que se están poniendo de moda poco a poco en la actualidad. Además, fortalece la relación de la pareja ya que trabaja con temas como la confianza y la empatía. Desde Mundoerotico.es te damos la oportunidad de que conozcas esta práctica y la realices con tu pareja, para cambiar un poco el rol y descubrir placeres que nunca antes habéis descubierto. No es solo una experiencia para el hombre, sino que también es una experiencia para la mujer al ser la dominadora de la situación. El primer paso para realizar el Pegging es consultarlo en pareja, e intentar acordar unos límites. Quizás los primeros minutos sean algo incomodos, pero luego será muy divertido y placentero. El siguiente paso sería comprar un Strap-on ¿Qué es un Strap-on? Bueno este artículo es un arnés que la chica en este caso se coloca como si fuera una braguita, que incluye un dilo con el cual penetra al chico. Como siempre, te dejamos el link de compra para que puedas encontrar el Strap-on de calidad que más se ajuste a tus necesidades y las de tu pareja.   Recomendamos que la selección del Strap-on sea en pareja para romper un poco el hielo y poder seleccionar el que más se ajuste a ambos. En Mundoerotico.es disponemos de gran cantidad de Strap-on variando el tamaño, el material, los colores, etc. ¡Si no encuentras el tuyo es por que no lo estas buscando en nuestra web! Una vez seleccionado solo quedaría comprarlo. La idea de este cambio de rol el que la mujer se sienta hombre y viceversa, por lo tanto, es aconsejable que durante los preliminares y el sexo la mujer sea la que se comporte como un hombre.   Antes de la penetración la mujer debe estimular la zona anal del hombre, comenzando por el perineo, introduciendo algún que otro dedo lubricado, por el ano de su pareja para dilatarlo un poco y evitar molestias. También puedes utilizar Plugs anales de diferentes tamaños que te facilitaran la tarea, ya que acostumbran a los músculos del recto a un diámetro permitiendo así su relajación. Cuando ambos estéis lo suficientemente estimulados es hora de utilizar el Strap-on. ¡Domina la situación! pon a tu chico en cuatro patas más conocida como la posición del perrito y penétrale lentamente, para que se vaya acostumbrando al dilo y goce de placer. Sube la intensidad a medida que la excitación vaya aumentando, también puedes azotarle para ver como reacciona o puedes masturbarlo a la vez que lo penetras para conseguir que llegue antes al orgasmo. Lo importante una vez creado el ambiente es que ninguno de los dos deje su papel y aguante hasta el final. Obviamente si alguno no se siente cómodo es mejor dejar esta practica para otro día, por que como ya hemos dicho se necesita de una confianza plena en la pareja y en sí mismo. Podéis acordar una palabra clave para parar automáticamente la penetración o alguno de sus derivados.   La primera experiencia siempre es de exploración, con movimientos algo torpes al no estar acostumbrados a realizarlos. Pero todo es cuestión de practica e ir cogiendo el ritmo. Según los sexólogos el orgasmo anal es muy similar en los hombres y en las mujeres por lo tanto si eres mujer y has practicado sexo anal sabrás lo que tu pareja esta sintiendo en cada momento. No es un orgasmo tan rápido y explosivo como el de la eyaculación masculina, sino que es un orgasmo mas lento, que va creciendo poco a poco. Lo divertido del Pegging es que los dos vais a disfrutar y conocer nuevos gustos tanto vuestros propios como los de vuestra pareja. Quién sabe, quizás el Pegging se vuelva una actividad fundamental en vuestras relaciones sexuales.     Consejos: Al ser una practica anal se recomienda siempre una limpieza exhaustiva, tanto de la zona exterior del ano como de la zona interior, por medio de una lavativa o enema con agua tibia y jabón neutro que ayude a la eliminación de residuos no deseados durante el acto sexual. Es muy importante que todo este limpio y huela a limpio para evitar alguna situación desafortunada que romperá con el ambiente creado entre la pareja. También se aconseja la utilización de lubricantes especializados en el sexo anal, estos lubricantes ayudan a la relajación del recto facilitando así la penetración. En Mundoerotico.es disponemos de los mejores lubricantes anales calidad-precio: https://www.mundoerotico.es/cosmetica-erotica/lubricantes/lubricante-anal/ Es importante lavar el dilo tras su utilización con agua tibia y jabón.   Creemos en la exploración sexual del hombre y de la mujer siempre con conocimiento y responsabilidad. Para que el usuario pueda disponer de una vida sexual plena y satisfactoria. ¡Cambia de Rol y diviértete disfrutando!